Eclesiástico
Regresar a la Sagrada BibliaThe Holy Bible in English

ir a:
CAPÍTULO 1
CAPÍTULO 2
CAPÍTULO 3
CAPÍTULO 4
CAPÍTULO 5
CAPÍTULO 6
CAPÍTULO 7
CAPÍTULO 8
CAPÍTULO 9
CAPÍTULO 10
CAPÍTULO 11
CAPÍTULO 12
CAPÍTULO 13
CAPÍTULO 14
CAPÍTULO 15
CAPÍTULO 16
CAPÍTULO 17
CAPÍTULO 18
CAPÍTULO 19
CAPÍTULO 20
CAPÍTULO 21
CAPÍTULO 22
CAPÍTULO 23
CAPÍTULO 24
CAPÍTULO 25
CAPÍTULO 26
CAPÍTULO 27
CAPÍTULO 28
CAPÍTULO 29
CAPÍTULO 30
CAPÍTULO 31
CAPÍTULO 32
CAPÍTULO 33
CAPÍTULO 34
CAPÍTULO 35
CAPÍTULO 36
CAPÍTULO 37
CAPÍTULO 38
CAPÍTULO 39
CAPÍTULO 40
CAPÍTULO 41
CAPÍTULO 42
CAPÍTULO 43
CAPÍTULO 44
CAPÍTULO 45
CAPÍTULO 46
CAPÍTULO 47
CAPÍTULO 48
CAPÍTULO 49
CAPÍTULO 50
CAPÍTULO 51
CAPÍTULO 52
Capítulo 20:
1 - Un obrero bebedor nunca se enriquecerá, el que desprecia las cosas pequeñas, poco a poco caerá.
2 - Vino y mujeres pervierten a los inteligentes, el que va a prostitutas es aún más temerario.
3 - De larvas y gusanos será herencia, el temerario perderá su vida.
4 - Quien se confía enseguida, ligero es de corazón, el que peca, a sí mismo se hace daño.
5 - El que se regodea en el mal será condenado,
6 - el que odia la verborrea escapará al mal.
7 - No repitas nunca lo que se dice, y en nada sufrirás menoscabo.
8 - Ni a amigo ni a enemigo cuentes nada, a menos que sea pecado para ti, no le descubras.
9 - Porque te escucharía y se guardaría de ti, y en la ocasión propicia te detestaría.
10 - ¿Has oído algo? ¡Quede muerto en ti! ¡Animo, no reventarás!
11 - Por una palabra oída ya está el necio en dolores, como por el hijo la mujer que da a luz.
12 - Una flecha clavada en el muslo, tal es la palabra en las entrañas del necio.
13 - Interroga a tu amigo: quizá no haya hecho nada, y si acaso lo ha hecho, para que no reincida.
14 - Interroga a tu prójimo: quizá no ha dicho nada, y si acaso lo ha dicho, para que no repita.
15 - Interroga a tu amigo: que hay calumnia a menudo, no creas todo lo que se dice.
16 - A veces se resbala uno sin querer, y ¿quién no ha pecado con su lengua?
17 - Interroga a tu prójimo antes de amenazarle, y obedece a la ley del Altísimo.
18 - Comienza por temer al Señor, y él te aceptará; si tienes sabiduría, él te amará.
19 - El conocimiento de los mandamientos del Señor es una instrucción que da vida; los que hacen lo que le agrada recogerán los frutos del árbol de la inmortalidad.
20 - Toda sabiduría es temor del Señor, y en toda sabiduría se practica la ley.
21 - El servidor que dice a su señor: «No haré lo que te agrada», incluso si después lo hace, irrita a aquel que lo alimenta.
22 - Mas no es sabiduría el conocimiento del mal, no está en el consejo de los pecadores la prudencia.
23 - Hay un saberlo todo que es abominación, es estúpido el que carece de sabiduría.
24 - Más vale ser vacío de inteligencia y lleno de temor, que desbordar prudencia y traspasar la ley.
25 - Hay un saberlo todo que sirve a la injusticia, que para mantener el derecho usa de argucias.
26 - Hay malhechor que anda encorvado por el tedio, mas su interior está lleno de dolo:
27 - tapándose la cara, haciéndose el sordo, mientras no es reconocido te tomará la delantera.
28 - Si por su escasa fuerza no se atreve a pecar, en cuanto encuentre ocasión, se dará a hacer el mal.
29 - Por la mirada se reconoce al hombre, por el aspecto del rostro se reconoce al pensador.
30 - El atuendo del hombre, la risa de sus dientes, su caminar revelan lo que es.